18 ago. 2011

Mi cigarro se consumía al mismo tiempo que los segundos, cada vez había más humo en mi habitación y menos dentro de mi, cada vez aprovechaba más cada calada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario