26 ene. 2012






Te llevaré a lo más alto de la montaña, allí donde la temperatura cogela hasta los hilos del jersey, y te abrazaré para que ni siquiera sientas el frío, y también escucharás hasta el eco de mis 'te quiero'. Luego, iremos a Londres donde te diré mil 'te quiero' por cada minuto que marque el Big Ben. En el London Eye te enseñaré la ciudad entera y por último, lo más bonito que ha pasado por allí, osea tú.Ya, en París subiremos a lo más alto de la Torre Eiffel y allí te daré la carta y el beso más inolvidables que te hayan dado jamás. Justo después llegará la noche, y por esos catalejos de Nueva York veremos nuestra estrella esa que nos conducirá más allá del infinito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario