25 mar. 2011

Cuando

Cuando las cosas van mal, nos sentimos mal. Es como si fuera cuestión de suerte, como cuando sacas un lacasito del bote y te sale uno espachurrado, uno que es diferente al resto, no te sientes mal por eso, sería absurdo, pero si en la vida te pasa con algo mayor sí que lo sientes, porque la suerte a veces te sonríe, y otras es todo lo contrario, ya que, todo lo que hagas no va a ser lo correcto, tampoco tiene por qué serlo, porque si lo fuera, ¿cómo sabrías lo que es sentirse mal?, ¿cómo sabrías comprender a los demás, a los tuyos cuando no están en su mejor momento?

No hay comentarios:

Publicar un comentario